¡Vótanos en la categoría de acción social!
Votar en los Premios Bitacoras.com
Añádenos en Google+

desarrollo rural

La llamada del medio rural ¿Por qué ahora la vuelta al campo?

Lo mismo que hace años, eran otros países y, como no, las grandes ciudades, las que hacían su ‘llamada’ a jóvenes y familias enteras para iniciar un proyecto de vida –supuestamente mejor- en las urbes, ahora vivimos en muchos casos el proceso inverso. La llamada del medio rural se está haciendo patente, tanto para familias que hace décadas se establecieron en las ciudades para hacer su vida allí procedentes de pequeños pueblos como para personas que, aunque no proceden del medio rural, están viendo en él oportunidades más realistas y sostenibles que las que ofrece la ciudad.

La vuelta al campo.

Pero, ¿la crisis económica es suficiente motivo para la vuelta al campo? Las dificultades económicas, las cifras de desempleo, el grave problema de los desempleados de larga duración y con más de 45 años… son relevantes y suficientemente aplastantes como para provocar movimientos migratorios más consecuencia de la desesperación que de un nuevo planteamiento vital, más cercano a lo natural. La vuelta al pueblo no es un fenómeno nuevo, de hecho, ya que en mayor o menor medida siempre ha existido ese flujo migratorio hacia el campo cuando el modo de vida conocido fallaba. Sin embargo es en los últimos años cuando la crisis económica está acelerando esta situación.

Ante todo esto, ¿qué hace falta para que la vuelta al campo no se convierta en una mala solución o una solución transitoria para aquellos que buscan una vida mejor?

  • La cuestión es que aunque el medio rural ofrece oportunidades que no tiene la ciudad, tampoco son inagotables ni están bien estructuras y planteadas para ser aprovechadas de la mejor manera. Hacen falta más iniciativas como Abraza la Tierra, De vuelta al pueblo, Emprender para Conservar y, sobre todo, no sólo privadas sino también públicas para facilitar y gestionar de la mejor manera esa vuelta al campo. Que los que decidan dar el paso sepan bien qué van a encontrar en el medio rural, dónde y cómo pueden establecerse, qué tipo de proyecto de vida van a poder desarrollar.
  • La reducción de ayudas europeas, la situación de las arcas estatales y una escala de prioridades presupuestarias muy alejada de las zonas rurales están haciendo mucho daño al medio rural, que nunca ha acabado de solucionar sus necesidades (mejores infraestructuras sanitarias, comunicaciones, telecomunicaciones…) y que, en la situación actual, ha sufrido un duro retroceso. La llegada de nueva población puede mejorar las cifras de habitantes de cabeceras de comarca y algunos pueblos con más tirón que, evidentemente, debería redundar en la ampliación y mejora de sus servicios. Pero no se trata sólo de eso: hace falta que las administraciones hagan un reparto más justo y, como no, que llegue la tan ansiada reforma de la financiación municipal.
  • Tan importante como lo anterior es que la sociedad cambie el chip definitivamente. El ritmo de consumo tiene que bajar. Ya no sólo para hacerlo compatible con el desarrollo rural sino para dar un futuro realista a la sociedad. Si la vorágine consumista no echa el freno, nos hundimos todos. Y el que decida iniciar un nuevo modo de vida en el medio rural tiene que asumir que la vida rural no se asemeja en casi nada a la vida urbana.

¡Gente Rural sale en la revista Tierra Sur!

¡Gente Rural ya se ha estrenado en los medios! Aunque estamos arrancando y aún no hemos puesto en marcha al 100% nuestro plan de comunicación, ya tenemos nuestra primera inmersión en prensa. Esta misma mañana me desayunaba la gran ilusión de que Gente Rural tenga dos paginitas -ahí es nada- en Tierra Sur, la revista especializada en medio rural que edita periódicamente la Asociación de Desarrollo Rural de Andalucía (ARA).
Que Gente Rural esté presente en la publicación de ARA es todo un honor, puesto que al fin y al cabo reúne a los Grupos de Desarrollo Rural andaluces y, por supuesto, es una oportunidad más para dar a conocer la primera red social del medio rural. Así que, ¡muchas gracias a ARA por pensar en Gente Rural! Y a su Gabinete de Comunicación por tratarnos tan bien :-)
Por cierto, estamos en la página 40. Aquí tienes el pdf de Tierra Sur.

Gente Rural en Tierra Sur Portada del Tierra Sur en el que se habla de Gente Rural.

¿Qué puede hacer una red social por el medio rural?

Red Medio Rural

Las redes sociales, a través de las nuevas tecnologías de la información y básicamente de Internet, se han convertido en una herramienta para saltar las barreras geográficas, para sentirse ‘unido’ de alguna manera desde la distancia. Por tanto, ¿qué puede hacer una red social por el medio rural? Pues mucho y bueno.

1) Puede resultar una magnífica herramienta para combatir el ‘aislamiento’ que ha caracterizado del medio rural, por ser zonas de escasa densidad de población, escaso nivel de urbanización y más o menos alejadas del entorno urbano.

2) Ayuda a la gente rural a identificarse con otra gente rural. Una red social del medio rural donde sentirse comprendido, escuchado y apoyado por otros miembros del grupo en circunstancias similares –y que conocen bien qué de bueno y malo tiene vivir en el medio rural-.

3) Es un escaparate para el desarrollo y promoción de los proyectos empresariales, creativos, personales, etc. que surgen también en el medio rural, así como para destacar la calidad de vida del pueblo.

4) La red social puede difundir iniciativas de emprendimiento, asociativas, formativas, experiencias piloto… que redunden en el desarrollo rural y que, al mismo tiempo, sirvan de modelo para otras localidades del medio rural.

5) Proporciona información actualizada acerca de temas de interés de la realidad rural (ayudas, políticas de Desarrollo Rural, planes de infraestructuras específicamente destinados a las zonas rurales…). Es un medio magnífico para resolver o plantear dudas e impulsar iniciativas.

6) Ayuda a la movilización social. Es decir, puede convertirse en un agente activo del cambio, el ‘empujón’ que necesita el medio rural para dejar de lado sus carencias en favor de sus muchas excelencias.

7) Fomenta la conversación en torno a “habitar el medio rural” y, por tanto, el Desarrollo Rural.

El medio rural merece una red temática propia

Una de las imágenes de la marca Gente Rural.

Las redes sociales son, con diferencia, los sitios web que más uso tienen entre la población española (de hecho España está en los primeros puestos de los usuarios de redes sociales a nivel mundial). Por tanto, es un ‘producto’ de la llamada web 2.0 con alto nivel de aceptación. Sus usuarios se identifican con lo que encuentra en ellas, con la gente que forma parte de ellas, que muestra interés en compartir sus inquietudes, afianzar lazos e incluso poner en marcha iniciativas que, a través de la red, se viralizan de una manera exponencial. Esto último nos lleva a las potencialidades que las redes sociales tienen como agentes de cambio y desarrollo social. Sigue leyendo

Gente Rural, de una idea a una realidad

La idea de crear una red social de Gente Rural va cobrando forma.

Parecía que no iba a pasar de una bonita idea. Pero parece que sí, que se va a hacer realidad. ¡Nuestro trabajo nos está costando! Porque nadie dijo que fuera fácil darle forma y sentido a esa lucecita que se enciende a veces en nuestro cerebro. Me refiero, claro está, a Gente Rural, la primera red social para el medio rural y sus personas. Sus cerca de 9 millones de personas en nuestro país. Ahí es nada. Y, como decía, ya va cobrando forma.
Primero está haciéndolo esta web, que pretende ser el escaparate de lo que podrás encontrar en este gran espacio social que pretende ser la red social Gente Rural. Y en pocas semanas -no digo fechas para no pillarme los dedos- la red social que pretende centralizar en un gran ‘pueblo’ las ventajas y carencias del medio rural, para así poder poner en valor lo que está bien y cambiar o mejorar lo que está mal.
En principio al frente de Gente Rural está una única persona, yo (Noe).

Con muchas esperanzas puestas en esta iniciativa, pero obviamente deseosa de contar con el apoyo y colaboración profesional de otras personas a las que les convenza la idea y que quieran formar parte del proyecto desde sus respectivas profesiones. La compensación tanto para los potenciales colaboradores como para la propia promotora estará supeditada a la marcha y repercusión que finalmente tenga la red social entre los futuros usuarios. Pero, todo es empezar ¿no?

Además de abierta a toda colaboración freelance -por decirlo de algún modo-, ya sabéis que esta, como todas las redes sociales, necesita de usuarios. De personas que le den vida con las cosas que comparten, que plantean, que denuncian… Y es por eso que Gente Rural es un proyecto colaborativo, que necesita de ‘enamorados’ de esta idea dispuestos a difundirla (que serán nuestros embajadores rurales) y, como no, de usuarios deseosos de usarla (ya sea en su fase beta privada o cuando esté abierta al público).

Esto ya no es una idea.  Si eres Gente Rural, ¡esta es tu red!